Páginas

29 de diciembre de 2010

#Sinde subvenciona su propia película con un millón de euros



Se está convirtiendo en la chica de moda de la incultura nacional. Tras el varapalo de la ley Sinde, la ministra del ramo cultural se ha sacado la espina a base de talonario subvencionado. Un millón de euros ha recibido la película Mentiras y gordas, de la que ella fue guionista.


Lo sorprendente no es sólo el impudor de la concesión, sino el hecho de que esta película fue un éxito de taquilla que recaudó más de cuatro millones de euros, y tuvo un presupuesto que apenas superó los tres millones.


A pesar del buen negocio del proyecto, la ministra ha caído en la tentación de adjudicarse una jugosa subvención, que sólo ha conseguido igualar Almodóvar con Los abrazos rotos. Este comportamiento tan poco ético ni estético, surge tras las acusaciones de fraude de Ignasi Guardans, que cesó de su cargo al frente del cine español.


UN MILLÓN DE EUROS


Un millón de euros. Ése es el total que suman las cantidades que han de percibir las tres empresas productoras de la película Mentiras y gordas, un éxito de taquilla del cine español estrenado en 2009, en el que Ángeles González-Sinde ejerció de guionista antes de su paso al Ministerio de Cultura.


La ayuda, que apareció en el Boletín Oficial del Estado de ayer con la firma de Carlos Cuadros, encargado ministerial de todo lo concerniente al sector cinematográfico, se le ha concedido a Mentiras y gordas pese a que la película recaudó más de cuatro millones de euros en taquilla, por un presupuesto que apenas superó los tres millones. Sólo Los abrazos rotos, de Pedro Almodóvar, ha ganado una subvención similar.


El destino de las ayudas está comprometido a la "amortización"
de los filmes. La concesión sigue a las acusaciones de "fraude" con que Ignasi Guardans cesó de su puesto al cargo del cine español.


Originalmente publicado en La Gaceta.